Marco Normativo
Gobierno del Estado de Baja California Sur

Cobach

Marco Normativo

El sistema Colegio de Bachilleres es una institución de nivel medio superior en su modalidad de Bachillerato General, regulado por las disposiciones legales vigentes en el Artículo 3º Constitucional, la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, la Ley General de Educación, el Reglamento Interior de la Secretaría de Educación Pública y los Acuerdos Secretariales No. 71 y No. 77. Estas disposiciones normativas orientan el planteamiento curricular vigente del bachillerato general, y le confieren validez nacional a los acuerdos que se ofrecen.
 
Su función ha sido hasta la fecha, ofrecer una formación general al bachiller, prepararlo para continuar estudios superiores, e impartirle alguna capacitación en actividades productivas.
 

Modelo Educativo

El Colegio de Bachilleres se contempla como una modalidad del Bachillerato General, con características formativa, integrales y propedéuticas:
 
  • integral, por que considera y atiende todas las dimensiones del educando (cognitivas, axiológicas, físicas y sociales).
  • Propedéutica, porque prepara al estudiante para ingresar a la educación superior al ofrecerle contenidos de estudios que le permiten adquirir conocimientos, habilidades y valores, en el campo científico, humanístico y tecnológico.
  • Formativo, por que hace partícipe al alumno de su proceso educativo, propiciando la reflexión y comprensión de cómo y para qué se construye el conocimiento.
 
De acuerdo con estas características el plan de estudios queda conformado por tres núcleos de formación:Básica, Propedéutica y para el Trabajo.
 
  • Básica que responde al acuerdo Secretarial No. 71, de establecer en el bachillerato un "tronco común" con la finalidad de brindar una formación general, considerando lo mínimo esencial para el bachiller a nivel nacional.
  • Propedéutica, que permite al bachiller prepararse para continuar sus estudios a nivel superior, abordando con mayor profundidad las particularidades de las disciplinas científicas y a su vez respondiendo a las expectativas profesionales de los educandos.
  • Para el Trabajo, que prepara a los estudiantes para desarrollar procesos de trabajo en un campo laboral específico.
 
Por otro lado, la modalidad del Bachillerato General contempla de manera extracurricular actividades paraescolares y de orientación educativa:
 
  • Actividades paraescolares, abocadas a fomentar la práctica de algún deporte y desarrollar habilidades artístico-culturales; estas actividades son optativas y no tienen valor en créditos.
  •  Orientación educativa, es un espacio de reflexión y acción que busca desarrollar los valores y habilidades, así como la autodeterminación y la creatividad del estudiante.
 

Sustento Pedagógico

El logro de los objetivos y funciones del bachillerato dependen en gran medida de la forma en que se desarrolle el proceso de enseñanza-aprendizaje. Para ello y partiendo de las características específicas del adolescente (que se encuentra en un momento crucial en el proceso de construcción de su identidad en el plano social, moral e intelectual), se propone dentro del documento de Currículum Marco de 1993, una práctica educativa donde se fomenten situaciones que permitan el desarrollo de competencias significativas para la vida del joven.
 
Esta propuesta se sustenta en una concepción constructivista del aprendizaje, cuyas características enfatizan la necesidad de que las experiencias educativas posibiliten el desarrollo de habilidades y competencias cognitivas en los educandos, creando significados que sean a su vez generalizables a nuevas situaciones de la vida: "aprender a aprender".
 
Para ello, actualmente la práctica educativa en los Colegios de Bachilleres, se apoya en cinco lineamientos didácticos que comprenden el denominado "Modelo Pentagonal" estos son: Planteamiento de problemas o explicación de fenómenos; Ejercitación de los métodos; Apropiación constructiva y producción de conocimientos; Relación de utilidad y aplicaciones actuales; Consolidación, integración y retroalimentación.
 
Así también se establecen las siguientes líneas de orientación curricular, con la finalidad de explicitar en el plan de estudios la inserción de conocimientos y el desarrollo de habilidades y actitudes, que fortalezcan la formación del bachiller. Estas no necesariamente requieren ser desarrolladas en una asignatura específica, y son: Desarrollo de habilidades del pensamiento, metodología, valores, educación ambiental, derechos humanos y calidad.